Copa Sudamericana jueves 29 de septiembre de 2016

A lo Ciclón: Cerro remonta y logra agónica clasificación

El Ciclón de Barrio Obrero logró una dramática y agónica clasificación a cuartos de final de la Copa Sudamericana. Cerro fue apabullante de entrada y en el primer tiempo se fue con la ventaja 3-0. Santa Fe descontó en el complemento y parecía que el partido se iba con el 3-1, pero Cecilio Domínguez apareció sobre el final y desató la locura azulgrana concretando el 4-1. Júbilo azulgrana en todo el país.

Cerro Porteño ya está entre los ocho mejores de Sudamérica. El Azulgrana goleó por 4-1 a Independiente Santa Fe y selló su clasificación a cuartos de la Copa Sudamericana 2016.

Cerro fue apabullante desde el inicio y se puso arriba rápidamente 3-0 con dos goles de Cecilio Domínguez y otro de Silvio Torales. En la complementaria, Jonathan Gómez descontó para Santa Fe y parecía que se venía la noche.

Pero en el minuto 88, la figura del partido, Cecilio Domínguez, sacó de la galera un tremendo disparo que se metió junto al palo derecho del arquero, para el agónico 4-1 que metió a Cerro a la siguiente fase. El pueblo está de fiesta.

EL PARTIDO. El Ciclón fue una verdadera aplanadora y en 9 minutos ya emparejó la serie ante un Independiente Santa Fe que se vio superado en todas las líneas y nunca pudo reaccionar. Un comienzo soñado para el equipo de Barrio Obrero.

Explosivo, decisivo y contundente, así fue el equipo de Gustavo Florentín en los primeros minutos. Cerro entendió la forma que había que salir a encarar el partido y así lo hizo con el apoyo de su fantástica hinchada.

Corría el minuto 3 del partido, cuando Pablo Velázquez se encontró con una pelota en el área y, en su afán de enganchar para rematar al arco, recibió la infracción del rival. El árbitro argentino Patricio Loustau no dudó en sancionar penal.

De la ejecución de la pena máxima se encargó, cuándo no, Cecilio Domínguez, quien con un potente disparo por bajo al palo derecho, concretó el 1-0 parcial que ilusionaba a todo un pueblo que copó el Defensores del Chaco.

Con el aliento infernal de los hinchas azulgranas, el equipo de Florentín fue con todo en busca del segundo  y lo consiguió a los 9', cuando tras un centro de Marcos Riveros y una peinada de Velázquez, Cecilio Domínguez apareció para decretar un certero cabezazo que superó al arquero colombiano y se convirtió en el 2-0 para Cerro. Júbilo azulgrana en todo el país.

En 9 minutos, Cerro ya había emparejado la serie ante un atónito Santa Fe que no sabía qué hacer. Y como si fuera poco, sobre 24', Velázquez ensayó un disparo de media distancia que el portero rival sacó con lo justo del ángulo superior izquierdo.

A partir de ahí, el partido cambió. Cerro bajó la intensidad de su juego y el conjunto de Gustavo Costas tuvo más la pelota, aunque sin hacer mucho daño.

El primer tiempo ya se iba, pero antes había tiempo para un gol más. Sobre 43', tras un centro desde la izquierda, Cecilio Domínguez empujó una pelota hacia al área, donde estaba Silvio Torales, quien giró un sacó un derechazo que se metió por bajo junto al poste derecho del arquero, para el contundente 3-0 a favor del Ciclón, marcador con el cual se fue la etapa.

En la complementaria, Cerro empezó bien, no con la intensidad del primer tiempo, pero siendo más que el rival. A los 53 minutos, tras un pase de José Ortigoza, Cecilio Domínguez se perdió la cuarta conquista azulgrana cuando sacó un disparo de primera que tapó bien el arquero Zapata.

Pero con el correr de los minutos, Cerro se fue quedando y dejó dominar la pelota al elenco colombiano, que trataba de crear peligro con pelotas largas.

Sobre el minuto 76', Santa Fe tuvo a su favor un tiro penal por una mano de Omar Alderete. De la ejecución se encargó Jonathan Gómez, verdugo azulgrana en la ida, y no falló, para el descuento 1-3 a favor de los visitantes.

Los fantasmas de la eliminación sobrevolaban el Defensores. Parecía que el sueño internacional una vez más quedaría frustrado.

Pero no, sobre el minuto 88, apareció él, el mejor de la cancha, Cecilio Domínguez, para desenfundar un derechazo que se clavó junto al palo derecho de Zapata, para el agónico 4-1 a favor de Cerro Porteño. Fiesta popular.

Cerro ganó y clasificó a cuartos de final, donde enfrentará al Independiente Medellín de Colombia.