Juegos Olímpicossábado 11 de agosto de 2012

Clausura a pura música

Treinta canciones de repercusión mundial para la gran fiesta de clausura de los JJOO, este domingo.

Una hora y ocho minutos de música, dos horas y 45 minutos de espectáculo, 30 canciones británicas "de repercusión mundial", famosos artistas británicos e internacionales: la ceremonia de clausura de los Juegos será mañana "una fiesta" que celebrará "lo que han hecho los atletas y lo que ha hecho Londres" durante las últimas dos semanas.

El coreógrafo Kim Gavin, que dirigirá la ceremonia, dijo hoy en una conferencia de prensa que será "una celebración colorista" y que para él ha supuesto "una bendición de trabajo".

"Una sinfonía de la música británica", nombre del espectáculo, comenzará con una puesta de sol sobre Waterloo, lo que sugiere la aparición de Ray Davies, de The Kinks, para cantar 'Waterloo Sunset', aunque el director no quiso anticipar nombres.

"Estamos determinando el cartel definitivo. Hasta mañana, cualquier cosa puede suceder", dijo.

"No será un concierto de rock en el que canta un artista, se presenta al siguiente, canta otro artista... Se pasará de uno a uno sin interrupciones", adelantó.

"Hicimos una lista de todas las canciones que queríamos tener en la ceremonia. Empezamos con unas mil, hasta llegar a 30. Si el artista no estaba disponible, le preguntábamos a otro. La sinfonía funciona en distintas direcciones: unos cantan con otros, o temas de otros...", describió.

Kim Gavin dijo que será "un show internacional, con artistas británicos y de fuera". "Se ha pedido a todos los participantes que canten en vivo", apuntó. Se les pagarán los gastos, pero no un salario.

El presupuesto de la ceremonia no está detallado, dijo Stephen Daldry, director ejecutivo de las ceremonias, que calculó unos 81 millones de libras entre las dos de inauguración y clausura en Juegos Olímpicos y Paralímpicos.

Kim Gavin, preguntado por si algún artista había rechazado participar en la clausura y, tras ver el éxito de la apertura, había solicitado ser incluido en la lista, dijo entre risas: "Sí, dos. Pero ya no había sitio para ellos".

A las once horas de esta noche, en cuanto concluyan las pruebas de atletismo en el estadio (el maratón de mañana se corre por la calles de Londres), el escenario empezará a transformarse para la ceremonia de mañana. La premura de tiempo es el principal reto para los organizadores.

Río de Janeiro, ciudad organizadora de los Juegos de 2016, tendrá un espacio reservado en la fiesta. EFE


¿Qué te pareció la noticia?
0