Selección Paraguaya miércoles 07 de diciembre de 2016

En exclusiva con Chiqui Arce: La radiografía está hecha

Francisco Arce realizó un análisis profundo y exhaustivo sobre el presente y futuro de la Selección Paraguaya.

Por Víctor Sostoa - Twitter: @vicsostoa
Francisco Arce, seleccionador de la Albirroja en entrevista exclusiva para Última Hora, señaló que después de estos seis partidos jugados bajo su mando, en este segundo ciclo, lo ideal sería tratar de replicar tácticamente los dos últimos juegos disputados en condición de visitantes (ante Argentina triunfo 2-1 y derrota 1-0 ante Bolivia, en La Paz).

Muchos lo encasillan como un fundamentalista del fútbol, que pretende jugar líricamente o privilegiando el tiki-tiki. La visita a Albiróga sirvió para ratificar que es uno de los profesionales más preparados de nuestro medio, que tiene autocrítica y sobre todo apertura para cambiar de planes de acuerdo a las necesidades y las herramientas que posee.

POSIBILIDADES. Sobre la cantidad de puntos que debe capturar la Albirroja, de los 18 puntos posibles, dijo: "Es difícil estimar una cifra, porque considero que será muy cambiante, porque debemos enfrentarnos a Ecuador y Chile, y luego ellos tienen partidos con rivales directos. Más que hacer números, lo que nosotros debemos realizar es confirmar los puntos en casa, porque allí fue donde fallamos, donde parecía que era lo más simple, donde había una confianza muy grande en puntuar ciento por ciento y eso nos hubiese colocado en una situación diferente a la que estamos ahora. Actuamos mal, no solamente en el juego, sino en la interpretación de lo que debíamos de hacer, en los errores que cometimos, en las desconcentraciones".

"Creo que esa es la gran tarea. Tenemos que confirmar a nuestro favor esos tres partidos de locales que nos restan. Y hablando de números y estadísticas, considero que el equipo se ha comportado mejor jugando de visitantes, excepto ese partido contra Uruguay. La cara del equipo dejó menos preocupación ante Argentina y Bolivia, en el sentido del funcionamiento y de la manera de jugar que tuvimos, sacando también esa carga emotiva que se tiene cuando se juega en casa", agregó.

"Viendo todos esos detalles, por los cruces que se darán, considero que el que peleará la media plaza estará entre 24 o 26 puntos y después veremos si podemos puntuar más para clasificar directamente", estimó el estratega.

AL LÍMITE. "Estamos en una situación límite, difícil, que ya era complicada cuando asumimos, que nos ilusionamos todos cuando hicimos el gran partido contra Chile y que después entramos en una gran montaña rusa en todos los sentidos, en resultados, en rendimientos, en inconvenientes con lesiones, de suspensiones, pero lo crucial que quedó fue que no fueron errores forzados; por eso parecería ser que serían más fáciles de resolver", aseveró.
      Embed
A LA MEDIDA. "Estamos en la búsqueda de un estilo que nos quede mejor, que nos estabilice en el juego y nos acerque a los resultados positivos. Exceptuando el partido que hicimos contra Chile, donde jugamos un partido casi perfecto en todos los aspectos, presionando en primera línea, recuperando balones, obligando al rival a equivocarse, utilizando bien la pelota cuando la teníamos, replegándonos y saliendo de contragolpe, pero parecería ser que por las características de nuestros jugadores, en otros partidos, los que juegan de mitad de cancha para arriba, los que son rápidos, los que se desplazan por los costados y los mediocampistas que hemos tenido disponibles, ha quedado bien esa forma de jugar de visitantes", refirió.

"Tenemos que buscar en ese sentido darle más seguridad y asistencia a nuestra última línea, y jugando de esa manera parece que se sienten más seguros y están menos proclives a cometer errores y eso es clave para los partidos decisivos. Todas esas cuestiones ya lo hemos analizado y hemos presentado también un informe al respecto a los directivos", contó.

"Ese tipo de planteamiento nos ha calzado mejor, pero podemos hacer variantes; hay que buscar una matriz y después de ver todo lo que nos pasó de bueno y malo; tenemos esa idea bien clara", concluyó Chiqui.