UEFA Europa League miércoles 27 de mayo de 2015

Final: El ambicioso Sevilla ante el ilusionado Dnipro

El Sevilla, triple ganador de la Liga Europa -antes Copa de la UEFA-, y el Dnipro se miden el miércoles en la final de este torneo en Varsovia, donde se enfrentan la ambición del vigente campeón, que busca su cuarto título, y la ilusión del debutante equipo ucraniano, la gran revelación de la competición.

El Estadio Nacional de la capital polaca acogerá un duelo de los grandes, de los que se juegan a todo o nada y en los que no cabe conceder errores al rival. Sobre todo tras el duro camino recorrido tanto por el equipo español como por el ucraniano para llegar, en el caso del Sevilla, a su cuarta final de la Liga Europa -la segunda seguida- y, en el del Dnipro, a su primera gran cita con la historia.

Los sevillistas, aunque rechazan la vitola de favoritos que los ucranianos insisten en dar al equipo de Emery, tienen mucha más experiencia, ya que ganaron sus tres anteriores finales de la Liga Europa (2006, 2007 y 2014) y en nueve años disputaron otras tres, incluida la de la Supercopa europea que ganaron 3-0 al Barcelona en 2006.

Acompañado por más de 7.500 aficionados, el Sevilla llegó a Varsovia con mucha ilusión y fuerza tras completar una temporada excepcional en la que acabó quinto en la Liga con 76 puntos batiendo su récord.

Aunque no se clasificó por esa vía para la Liga de Campeones, podría lograr ese premio extra si gana la final. El Dnipro, que aún lucha en su país por esa clasificación, también quiere conseguir ese suculento botín.

A pesar de que el conjunto ucraniano es poco conocido y novato en estas lides -anteriormente solo alcanzó los cuartos de final en la Liga Europa-, el técnico Unai Emery y toda su plantilla incidieron en que respetan al máximo al Dnipro y en que no hay favorito para llevarse el título. Además, recordaron la magnífica trayectoria que completaron los hombres de Myron Markevych en el torneo.

Los ucranianos, con el meta Denís Boiko, el centrocampista Ruslan Rotan y, sobre todo, con Yevhen Konoplyanka como principales estrellas, dejaron en la cuneta al Olympiacos, Ajax, Brujas y, en semifinales, al Nápoles italiano. Por eso, en el Sevilla no quieren confiarse.

Con todo, el conjunto español también superó un durísimo trayecto hasta Varsovia, pues eliminó con brillantez a rivales muy potentes como el Borussia Monchengladbach alemán, el Villarreal, el Zenit de San Petersburgo ruso y el Fiorentina italiano.

Ahora, la consigna de Emery, que sabe que el Dnipro intentará ceder al Sevilla la posesión del balón para hacerle daño en rápidos ataques, es mantener la misma intensidad e ilusión que hasta la final, no fiarse en ningún caso de los ucranianos, no dejarles espacios en defensa que puedan aprovechar y buscar el gol con su gran pegada arriba.

El técnico vasco no ha reservado a muchos titulares en los últimos partidos, como demostró el sábado en Málaga, porque el equipo seguía optando a la Liga de Campeones por la vía de la Liga.

Ese éxito sólo puede lograrlo si se proclama campeón en Varsovia. Toda la plantilla es consciente de ello y además el Sevilla quiere agrandar su leyenda y ser el primer equipo en ganar cuatro títulos de su torneo 'talismán' para superar a los clubes con los que ahora empata a tres: Liverpool, Juventus e Inter.

Para lograr ese prestigio de reinar en la Liga Europa, es posible que Emery siga contando con el joven meta Sergio Rico y con Aleix Vidal, recién convocados por primera vez para la selección española.

Coke puede ser el lateral derecho, pero también podría apostar por un sistema más ofensivo con Vidal en ese puesto junto con los fijos en defensa: el luso Daniel Carriço y los franceses Kolo y Benoit Trémoulinas.

Además, en el centro del campo podría contar con el polaco Krychowiak y con el camerunés Mbia; José Antonio Reyes o Vitolo, según dónde juegue Aleix, junto al argentino Éver Banega en el tridente ofensivo; y en punta, el colombiano Carlos Bacca, que lleva cinco goles en este torneo.

Por su parte, el Dnipró ucraniano se ha vestido la piel de cordero con vistas a la final de la Liga Europa, en la que ha entregado todo el favoritismo al Sevilla, al que espera sorprender con su demoledor contraataque.

Los ucranianos llegaron este martes a Varsovia unas pocas horas antes del entrenamiento previo a la final con humildad, pero con plena confianza en sus posibilidades.

Por si no fuera suficiente, el Dnipró recibió una importante inyección de moral al derrotar el fin de semana al todopoderoso Shakhtar Donetsk en partido de liga (3-2), pese a que los ucranianos reservaron varios titulares.

"No voy a mentir: el favorito es el Sevilla", comentó Miron Markevich, quien destacó la "disciplina táctica" como clave para la victoria.

Markévich tiene una duda, el delantero Yevgueni Selezniov, quien viajó con el equipo, pero arrastra desde hace dos semanas molestias en el menisco de su rodilla izquierda tras lesionarse de manera fortuita en un entrenamiento.

Selezniov, autor de los dos goles del Dnipro en las semifinales ante el Nápoles de Rafa Benítez, ha estado entre algodones desde entonces.

Solo en los últimos días ha podido entrenar con el resto de la plantilla, por lo que todo apunta a que el delantero titular ante el equipo español será el croata Nikola Kalinic.

Aunque el Dnipró destaca por su bloque, todas las miradas están puestas en Yevgueni Konoplyanka, un jugador capaz de cambiar un partido con una genialidad, como bien sabe el español Juande Ramos, quien entrenó al equipo ucraniano durante cuatro temporadas.

El Dnipró contará en Varsovia, que se encuentra a apenas cuatro horas en carretera de la frontera ucraniana, con el apoyo de unos nueve mil aficionados.

Alineaciones probables:

Dnipro: Boiko; Fedetski, Douglas, Cheberiachko, Matos; Kankava, Fedorchuk, Rotán, Luchkévich, Konoplyanka; y Kalinic.

Sevilla: Sergio Rico; Coke, Carriço, Kolodziejczak, Tremoulinas; Krychowiak, Mbia; Aleix Vidal, Banega, Vitolo o Reyes; y Bacca.

Árbitro: Martin Atkinson (Inglaterra).

Estadio: Nacional de Varsovia.

Hora: 14.45. EFE


¿Qué te pareció la noticia?
0