Fórmula 1 viernes 21 de noviembre de 2014

Hamilton se muestra sólido y Rosberg no halla "aliados"

El piloto británico Lewis Hamilton (Mercedes) se mostró sólido en su posición de líder y favorito para ganar el Mundial al marcar el mejor tiempo en los dos entrenamientos libres del Gran Premio de Abu Dhabi, mientras que el alemán Nico Rosberg no parece encontrar coches 'aliados' con velocidad para superar a su compañero y robarle los puntos necesarios.

En el combate fratricida entre los dos coches de Mercedes para ganar el Mundial, Hamilton comenzó a marcar territorio desde el principio. Superó en las dos tandas de entrenamiento a su compañero Rosberg: primero por 1.33 décimas, y luego por 0.83 en la segunda tanda, la más parecida en condiciones a la carrera.

El británico, sobre el que recae el mayor peso al llegar como líder al circuito de Yas Marina, con 17 puntos de ventaja que le permiten conformarse con el segundo puesto para ganar su segundo Mundial, independientemente de lo que haga Rosberg, quiso poner las cosas claras desde el principio. Viene a ganar la carrera.

Ya lo dijo en la rueda de prensa oficial del jueves, que aunque estuviera monopolizada por la salida del español Fernando Alonso de Ferrari y la llegada del alemán Sebastian Vettel a la escudería italiana; mostró las cartas que baraja cada uno de los contendientes al título.

"Vengo a la carrera para ganar, como hago cada Gran Premio, así que nada va a cambiar. En cuanto a la presión no siento nada particular. Creo que tengo bastante experiencia para estar preparado", advirtió Hamilton.

Sin embargo, a su compañero y rival Nico Rosberg no le vale con ganar la carrera para llevarse su primer Mundial de Fórmula Uno. Necesita que Hamilton no sea segundo. De manera que su planteamiento de carrera requiere, o bien de un error del británico, o bien del concurso de un tercero que pueda ponerse al nivel de velocidad de los Mercedes.

"Pueden pasar muchas cosas, como por ejemplo que un Williams haga una gran salida y se ubique entre nosotros dos. Esta pista es una de las más difíciles para adelantar, la hemos estado estudiando esta mañana. La diferencia de velocidad que necesitas para adelantar a quien tienes delante es mucha, por lo que esa puede ser una oportunidad. Pero hay muchos escenarios, soy optimista", declaró Rosberg.

A la luz de lo sucedido en esta jornada de entrenamientos libres, se intuyen pocos aliados para Rosberg en la tarea de interponerse entre las 'flechas plateadas'. Los Williams del brasileño Felipe Massa y Valtteri Bottas fallaron en la primera sesión, aunque en la segunda el finlandés hizo el quinto mejor tiempo, pero a un segundo de distancia de los Mercedes.

También destacó en los segundos entrenamientos el danés Kevin Magnussen (McLaren), a siete décimas de los Mercedes; o el alemán Sebastian Vettel (Red Bull), que se puso a ocho con su mejor tiempo de la tanda. En cualquier caso, la clasificación de mañana será la que deje claro quiénes pueden ser los que se acerquen.

Quien no tuvo suerte en la que es su despedida del equipo Ferrari fue el español Fernando Alonso, que después de haber hecho una buena primera tanda (tercero, a 1.7 segundos de los Mercedes) no pudo apenas rodar en la segunda, la más parecida a la carrera por condiciones de temperatura, debido a un problema eléctrico cuando llevaba apenas dos giros al circuito de Yas Marina.

"Mañana será la crono más difícil del año, sin poder rodar en los entrenos de este viernes, y casi nada mañana al tener que ahorrar motor", declaró Alonso a través de su cuenta oficial en la red social Twitter, después de saber que sería imposible volver a subirse al coche. La imagen del coche parado y el asturiano abandonando la pista a pie podría resumir momentos de estos cinco años en Ferrari.

Este sábado Hamilton y Rosberg vivirán el segundo asalto de su particular duelo en busca del entorchado mundial. El alemán lleva diez 'pole position' esta temporada, las dos últimas consecutivas en Austin e Interlagos; pero el británico ha demostrado que no viene a reservar. EFE