Torneo Clausura 2016 domingo 28 de agosto de 2016

Olimpia y Libertad no se hicieron daño y firman empate

Olimpia y Libertad firmaron una paridad a uno en el marco de la novena fecha del campeonato Clausura. Roque volvió a marcar, pero no sirvió para el triunfo ya que Marcelo Báez empató el encuentro.

Olimpia tuvo un gran comienzo frente a su gente, se puso en ventaja en el amanecer del juego con Roque Luis Santa Cruz, pero no pudo sostener el marcador ante la primera embestida  del rival. Marcelo Báez firmó la paridad a favor de Libertad, que terminó jugando con 10 por la expulsión de Pedro Benítez.

El primer tiempo fue entretenido, agradable como espectáculo, pero en el complemento el clásico blanco y negro terminó siendo muy táctico y con un desarrollo muy escuálido. El resultado ubica a la franja con 13 unidades, en la segunda posición con Sol de América. El Guma queda con 12 puntos.  

EL PARTIDO. Comienzo ideal del conjunto franjeado en Para Uno. Tres toques fueron suficientes para desmechar el fondo gumarelo. Una incursión de Julián, corazonada de Candia, que con su pase profundo puso de manifiesto el olfato goleador de Roque, de nuevo como ante Nacional en el lugar correcto para gritar otro gol con la camiseta de Olimpia.

Si el partido necesitaba algún condimento para jugarse de tú a tú, el tempranero gol de Santa Cruz fue el ingrediente perfecto. Y Libertad salió con mucha decisión para disputar el balón y ganar parcela al local, clave para cortar la línea de juego entre Mendieta y Julián.  

La primera ocasión importante salió de las botas de Santiago Salcedo, que prefirió la potencia en lugar de otro tipo de resolución, cuando estaba sin marca y muy cerca ya de Diego Barreto (20 m). A esta altura el choque era entretenido, igualado, con dosis de buen fútbol, principalmente de Cañete.

Pero fue sorpresivamente Marcelo Báez el que irrumpió en el encuentro para marcar el empate a los 23'. El lateral zurdo, un problema hasta para la velocidad de Rodi Ferreira, definió cruzado, de derecha, para dejar en silencio el Manuel Ferreira. La igualdad coincidió con el mejor momento albinegro, porque el local había quitado el pie del acelerador.

El Guma hasta pudo ponerse en ventaja, pero Jorge Mendoza, novedad en el cuadro titular junto a Roque y Rolín, evitó males mayores con un cruce muy oportuno (32 m). Esta acción sirvió como despertador a Olimpia, que creó las mejores opciones hasta el final, pero no insertó en el marcador solo por la ineficacia de Riveros.

El dominio de Libertad en el comienzo del complemento evidenció el trámite cambiante que se vio en el Bosque. La falta de Rodi Ferreira en la cabecera del área sobre Marcelo Báez, en la que se salvó de la segunda amarilla, muestra a las claras tal situación.

También es cierto que el visitante falló chances claras, primero con un tiro alejado de Cañete y luego con Báez, que no supo que hacer frente a Barreto. Y finalmente con un cabezazo de Vergara salvado otra vez por Mendoza. No obstante, la buena sensación se fue desinflando desde que Ganso vio la segunda amarilla y dejó con 10 hombres a Libertad (64 m).

Jubero apostó por Maurito, en detrimento del amonestado Hernán Villalba, que exigió con un remate y con su fogosidad. Posteriormente cambió de esquema con el ingreso de Fredy Bareiro en lugar del claroscuro William Mendieta, pero los atacantes nunca encontraron espacios para sentenciar un duelo que terminó con ruidos muy bajos en Para Uno.

¿Qué te pareció la noticia?
0