Torneo Clausura 2017 domingo 23 de julio de 2017

Un contundente Guaraní liquida a Trinidense en un solo tiempo

Guaraní se estrenó en el campeonato Clausura con una victoria frente a Sportivo Trinidense conseguida en el Martín Torres con algunos apuros que la prevista fundamentalmente teniendo en cuenta la versión mostrada en los primeros 30 minutos en la que el vicecampeón del Apertura marcó sus tres goles (3-1).

Con la manija del argentino Marcelo Cañete, el hombre que buscará hacer olvidar a Néstor Camacho, ya de romance con la hinchada de Olimpia, Guaraní despachó a Sportivo Trinidense producto de su alta contundencia en el penúltimo encuentro de la fecha 1 del campeonato Clausura 2017.  

El uruguayo Rodrigo López abrió la lata a los 7 minutos del partido disputado este domingo en el estadio Martín Torres. Tras un titubeo defensivo del equipo de Carlos Jara Saguier, el charrúa marcó con golpe de cabeza su gol número 125 en el fútbol paraguayo.  

A 23 minutos de la etapa inicial, Cañete estiró la diferencia desde el punto penal tras una sanción de Ulises Mereles, que fue sumamente discutida por los jugadores locales. Hasta este tiempo, Trinidense no asomó hacia la portería de Alfredo Aguilar y muchos menos pudo crear una jugada colectiva de relevancia.

El vicecampeón del Apertura metió otro golpazo a la cara del rival al cierre del segundo cuarto, con la tercera anotación, que emergió de las botas de Rodrigo Bogarín tras otro despiste defensivo.

Con la diferencia amplia, la escuadra aurinegra se relajó un poco y sufrió algunos manotazos del rival por intervenciones de Teixeira y Arturo Aquino, especialmente, pero el primero se encontró con los guantes del portero que inició su lucimiento personal mientras que el último no dio puntería a un buen tiro cuando caía el descanso.   

En el complemento, Trinidense entró con la mentalidad de mostrar una mayor vergüenza deportivo y encontró el descuento con un disparo de Rodrigo Teixeira que hizo estéril la estira de Aguilar a siete minutos del reinicio. Antes ya había anunciado con un cabezazo de Hugo Santacruz, de inexistencia producción en el primer tiempo.

El gol sirvió de campaña al conjunto aborigen, que volvió al partido con los quites de Fidencio Oviedo, la creación de Cañete y los remates de Rodrigo López y el chico Marín. No obstante, el trámite ya no fue tan favorable porque el local cambió su inseguridad por la osadía y hasta David Mendoza exigió a Aguilar con un cabezazo.

Guaraní volvió a padecer en la defensa de la pelota aérea a los 70 minutos del compromiso. Y de vuelta el portero visitante impidió otro gol, esta vez al defensor Arturo Aquino después de que el travesaño jugara su papel tras el frentazo del ofensivo Jorge González.

En los últimos minutos, el Aurinegro siguió repeliendo las embestidas de Trinidense que nunca tuvo la virtud del rival: la eficacia. Con este resultado, el Indio comenzó con pie derecho el campeonato en el que buscará ser protagonista, en tanto que el elenco azul y oro apura su descenso a la Intermedia.

¿Qué te pareció la noticia?
0