Un inicio copero que deja dudas para el futuro

 

Entraron mal los equipos paraguayos en la Copa. La tempranera eliminación de Guaraní fue el toque de alerta. Aún sin jugar mal, no pudo con la Universidad de Chile, dejando escapar la oportunidad de meterse en la fase de grupos.

 

A esto se sumó su pobre gestión del viernes ante Libertad, donde denotó falta de carácter. Habrá revisión en Dos Bocas, caso contrario, podría perder puntos de valía en los primeros juegos del campeonato.

 

Nacional, que fue el segundo en presentarse, no desentonó en los primeros 20 minutos en El Campín de Bogotá. Cayó posteriormente y el 1-3 puede ser gravitante en el recuento.

 

Ahora espera a Zamora, el 20, en el Defensores. El conjunto dirigido por Gustavo Morínigo tiene picos y por ello carece de estabilidad, un mal que viene arrastrando hace bastante tiempo y que no pudo corregirlo.

 

En cuanto al cuadro venezolano, al que medirá el Tricolor el jueves, cumple una destacada actuación en su liga, aventajando incluso al Táchira, uno de los clubes más fuertes de este país.

 

En su territorio tiene el mote de La Furia Llanera, cosechando en los últimos tiempos muy buenos dividendos, como esta clasificación. Sus esporádicas presencias en los certámenes internacionales no lo terminaron de consolidar y debió resignarse en su debut en la competencia 2014, al perder ante Atlético Mineiro de local.

 

El tercero en aparecer en escena, Cerro Porteño, sucumbió en el Pascual Guerrero. Su oponente, el Deportivo Cali, que viene arrastrando una terrible crisis dirigencial, obtuvo un triunfo oportuno que cubre en cierta manera su pésima actuación en el torneo doméstico. La victoria lo hizo revivir momentáneamente y le dio una luz de esperanza al propio técnico Leonel Álvarez.

 

El rendimiento azulgrana en su primera participación oficial año no alcanzó lo esperado, evidenciando la falta de gol y dejando escapar brillantes oportunidades.

 

El Ciclón tendrá como rival el próximo 26 a Lanús, que no pudo con O'Higgins, al igualar en la Fortaleza 0 a 0. El pueblo azulgrana recibió duros golpes en el 2013 y el fantasma de los magros resultados en la Olla andan rondando barrio Obrero.

 

Por eso, la caída es un toque de atención. La victoria le dará aire y confianza, caso contrario, será absolutamente negativo para el futuro.

 

REPUDIO AL RACISMO

 

Causó dolor en el propio seno de la Confederación Sudamericana la actitud racista de un sector de la hinchada del Real Garcilaso en Huancayo, donde ofició de local ante el Cruzeiro brasileño.

 

El repudio fue generalizado y la propia entidad de Belo Horizonte, indignada por lo acontecido, envió su formal protesta al máximo organismo del fútbol de nuestro continente.

 

Los cánticos racistas que hubo en el estadio fueron en contra de Tinga, a quien el público hostigó con gritos similares a los de un mono. "Jugué cuatro años en Alemania y nunca he experimentado esto y sucede en un país lleno de mezclas.

 

Hay que trabajar para la igualdad y el respeto de las razas y clases", aseguró el jugador a Radio Globo de Brasil.

 

"Lo que hicieron con Tinga es una cobardía. Es un revés a la humanidad. Acá no debería existir el fútbol", dijo Alexandre Mattos, director deportivo del Cruzeiro.

 

El Comité Disciplinario de la Conmebol dará en las próximas horas el veredicto de lo acontecido y una las sanciones sería sacarle la localía o aplicarle una fuerte multa al Garcilaso, que deportivamente logró un triunfo resonante ante el actual campeón brasileño.

 

LOS EXTRANJEROS

 

Pasado mañana tendremos los nombres de los jugadores que están en el exterior y que serán llamados por Víctor Genes para integrar la Selección Absoluta. Como se trata de un calendario fecha FIFA, el 5 de marzo el entrenador de la Albirroja podrá disponer de lo que él considera necesario para el amistoso ante Costa Rica en San José.

 

En cuanto a los jugadores del orden local, el DT observa los partidos del Apertura, teniendo un panorama mucho más claro de los que serán citados.

 

La propia Copa Libertadores hace un paréntesis en su programación para no interferir con los cotejos, que tienen, por ejemplo, como protagonistas a los clasificados al Mundial: Ecuador-Australia, Chile-Alemania, Colombia-Túnez, Argentina-Rumania, Uruguay-Austria, y Brasil-Sudáfrica. Todos los sudamericanos en carácter de visitantes.

 

El plantel nacional partirá el 3 de marzo e irremediablemente algunos equipos se verán esa semana despojados de sus figuras y esto acarrearía todo un problema para los técnicos.

 

De ser así, se convertiría en una complicación innecesaria. Salvo que sea una buena remuneración económica, la presencia paraguaya en Centroamérica justificaría el viaje y, aún así, esto llega en mal momento.